... eso dijo más o menos Aznar en su querida Georgetown University.

Según este prodigio de la tolerancia, el multiculturalismo "divide y debilita a las sociedades" y "no favorece la tolerancia ni la integración".

Creo que este hombre se ha endiosado a sí mismo. Si mantuviese la boquita cerrada hubiera pasado a la historia como un presidente... a ratos bueno y a ratos malo, pero no como ahora, que el tío demuestra una prepotencia y una falta de sentido común bastante acentuada. Será el síndrome de la Moncloa que también ha perseguido a Felipe González en algunos momentos.
Foto tomada de ElMundo